Tito Bustillo Centro de Arte Rupestre

El macizo

 

El Macizo de Ardines es uno de los complejos kársticos visitables más interesantes de Asturias. Se trata de un monte calizo, en cuyo interior se despliega una red de cuevas formadas durante miles de años.

El cauce subterráneo del río San Miguel es el artífice de las cuevas y oquedades de Ardines que, junto con las formaciones estalactíticas, estalagmíticas, columnas o coladas, componen un paisaje singular que siempre ha despertado la curiosidad de los visitantes.

Las cuevas principales del Macizo de Ardines son El Tenis, que es la más alta y se asoma al río Sella por un mirador natural; la Cuevona, una inmensa cúpula geológica iluminada por una espectacular abertura cenital; y la Lloseta, comunicada con Tito Bustillo a través de una estrecha sima que sin duda conocieron los grupos paleolíticos, ya que en su entorno hay marcas y representaciones.

A ellas se suma la cueva de Tito Bustillo, con una geología y yacimiento arqueológico espectacular. Partiendo desde la entrada natural, en la que se asentaron los antiguos pueblos prehistóricos, se accede a una gran sala conocida como El Entronque, un cruce entre las galerías de la cueva. Aquí confluyen las tres principales zonas transitables de la cueva: la Galería Larga que nos lleva a lo más profundo de la cueva, el corto pasillo que nos acerca al Panel Principal y el acceso natural ya mencionado.

 

 

Equipamiento cofinanciado por: